Domingo 2 de Octubre de 2022

Hoy es Domingo 2 de Octubre de 2022 y son las 20:16 - ---Gracias a las intensas tareas de control y vigilancia de la frontera fluvial del país, la Prefectura Naval Argentina incautó un cargamento de más de 730 kilos de marihuana, en dos procedimientos realizados en Misiones.---

21.4°

Neuquén

NEUQUEN Y RIO NEGRO

20 de agosto de 2021

Operario de Vialidad Provincial dio aviso de un hallazgo paleontológico en paraje Huncal

El hallazgo se dio sobre afloramientos de la Formación Vaca Muerta, depositada en un ambiente marino distal durante el Berriasiano y el Tithoniano (límite entre el Jurásico y Cretácico, hace unos 140-150 millones de años).

Los materiales hallados consisten en restos de una mandíbula perteneciente a un reptil marino. Pueden ser de un ictiosaurio o tal vez de un cocodrilo marino del grupo de los metriorrínquidos.

 

El hallazgo se dio sobre afloramientos de la Formación Vaca Muerta, depositada en un ambiente marino distal durante el Berriasiano y el Tithoniano (límite entre el Jurásico y Cretácico, hace unos 140-150 millones de años).

Un operario de Vialidad Provincial, llamado José Andrés Erice, detectó algo extraño mientras trabajaba en el paraje Huncal. Sin dudarlo dio aviso y motivó la visita de un paleontólogo del ministerio de las Culturas de la Provincia quien confirmó el hallazgo de restos fósiles, sobre afloramientos de la Formación Vaca Muerta.

La denuncia fue realizada vía correo electrónico al área provincial de Patrimonio Cultural por su compañero de tareas en el campamento de Vialidad, Bucardo Gallegos, dando cuenta del hallazgo fortuito. El jefe del Distrito VI de El Huecú, Rigoberto Gutiérrez, coordinó la visita del paleontólogo que pudo concretarse el pasado 9 de agosto y que tuvo por objeto constatar un hallazgo de material fósil encontrado a unos 60 kilómetros de la localidad de El Huecú.

La zona donde se realizó el hallazgo se encuentra sobre afloramientos de la Formación Vaca Muerta, depositada en un ambiente marino distal durante el Berriasiano y el Tithoniano (límite entre el Jurásico y Cretácico, hace unos 140-150 millones de años). Esta unidad geológica, además de haber cobrado renovada notoriedad por su productividad como roca madre de hidrocarburos, es conocida entre los paleontólogos por su fauna de invertebrados fósiles, como los amonites, y su diverso registro de reptiles marinos.

Durante las pesquisas en la zona indicada, se pudo constatar el hallazgo de restos fósiles incluidos en concreciones carbonáticas, comunes en la Formación Vaca Muerta y numerosas en el área de hallazgo. Estas son estructuras formadas por la cristalización de minerales en el interior de los sedimentos.

La zona donde se realizó el hallazgo se encuentra sobre afloramientos de la Formación Vaca Muerta, depositada en un ambiente marino distal durante el Berriasiano y el Tithoniano (límite entre el Jurásico y Cretácico, hace unos 140-150 millones de años). Esta unidad geológica, además de haber cobrado renovada notoriedad por su productividad como roca madre de hidrocarburos, es conocida entre los paleontólogos por su fauna de invertebrados fósiles, como los amonites, y su diverso registro de reptiles marinos.

Durante las pesquisas en la zona indicada, se pudo constatar el hallazgo de restos fósiles incluidos en concreciones carbonáticas, comunes en la Formación Vaca Muerta y numerosas en el área de hallazgo. Estas son estructuras formadas por la cristalización de minerales en el interior de los sedimentos.

La zona donde se realizó el hallazgo se encuentra sobre afloramientos de la Formación Vaca Muerta, depositada en un ambiente marino distal durante el Berriasiano y el Tithoniano (límite entre el Jurásico y Cretácico, hace unos 140-150 millones de años). Esta unidad geológica, además de haber cobrado renovada notoriedad por su productividad como roca madre de hidrocarburos, es conocida entre los paleontólogos por su fauna de invertebrados fósiles, como los amonites, y su diverso registro de reptiles marinos.

Durante las pesquisas en la zona indicada, se pudo constatar el hallazgo de restos fósiles incluidos en concreciones carbonáticas, comunes en la Formación Vaca Muerta y numerosas en el área de hallazgo. Estas son estructuras formadas por la cristalización de minerales en el interior de los sedimentos.

La zona donde se realizó el hallazgo se encuentra sobre afloramientos de la Formación Vaca Muerta, depositada en un ambiente marino distal durante el Berriasiano y el Tithoniano (límite entre el Jurásico y Cretácico, hace unos 140-150 millones de años). Esta unidad geológica, además de haber cobrado renovada notoriedad por su productividad como roca madre de hidrocarburos, es conocida entre los paleontólogos por su fauna de invertebrados fósiles, como los amonites, y su diverso registro de reptiles marinos.

Durante las pesquisas en la zona indicada, se pudo constatar el hallazgo de restos fósiles incluidos en concreciones carbonáticas, comunes en la Formación Vaca Muerta y numerosas en el área de hallazgo. Estas son estructuras formadas por la cristalización de minerales en el interior de los sedimentos.

El paleontólogo de la Dirección Provincial de Patrimonio, Mateo Gutiérrez, precisó que “los materiales hallados consisten en restos de una mandíbula perteneciente a un reptil marino, que serán analizados para obtener una mejor determinación. Posiblemente pertenecen a un ictiosaurio o a un cocodrilo marino del grupo de los metriorrínquidos”.

En las cercanías también se encontró una serie articulada de vértebras con sus arcos neurales y costillas asociadas, visibles en una concreción de mediano tamaño.

Durante las tareas se registraron fotográficamente los sitios indicados en la denuncia y parte de los afloramientos lindantes, realizándose una breve inspección a fin de descartar la presencia de otros fósiles asociados.

 



COMPARTIR:

Comentarios