Viernes 23 de Febrero de 2024

18.9°

Neuquén

GENERALES

9 de febrero de 2024

Bullrich y la polémica 'Doctrina Chocobar': ¿Seguridad o amenaza?

"La medida, vinculada al fracaso de la Ley Ómnibus, provoca preocupaciones sobre derechos humanos y seguridad." #mediosneuquen

La implementación de la llamada "doctrina Chocobar" ha tomado un nuevo impulso a través de resoluciones ministeriales, lideradas por la Ministra de Seguridad, Patricia Bullrich.

Patricia Bullrich busca restablecer el "Reglamento General para el Empleo de las Armas por parte de los Miembros de las Fuerzas Federales de Seguridad", publicado en 2018, y ha generado controversias en el ámbito político y legal.

Bullrich, en una conferencia de prensa, anunció la ampliación de la autorización para el uso de "todo tipo de armas de fuego" por parte de la Prefectura Naval. Este movimiento parece ser una respuesta al fracaso de la Ley Ómnibus, que buscaba legalizar un protocolo antiprotestas y facilitar el gatillo fácil para las fuerzas de seguridad.

La Ministra argumenta que estas medidas son necesarias para equiparar el poder de fuego de las fuerzas federales con el de los delincuentes, destacando situaciones en las que, según ella, las armas actuales de la Prefectura resultan insuficientes. Sin embargo, críticos, como la exministra Sabina Frederic, sostienen que estas decisiones contradicen la Ley de Seguridad Interior y los estándares internacionales de derechos humanos.

El contexto de este anuncio se enmarca en la disputa política en torno a la seguridad y el fracaso de la Ley Ómnibus. Bullrich busca demostrar autoridad y enfrentar las críticas, especialmente en relación con la derogación de directivas anteriores sobre el uso de armas de fuego por parte de la Prefectura.

Organismos internacionales, como la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, expresan preocupación ante la posibilidad de flexibilizar el uso de la fuerza, debilitar la rendición de cuentas y aumentar la violencia. Para el CELS, estas medidas representan "una autorización para matar".

La Coordinadora contra la represión policial e institucional (Correpi) alerta sobre los riesgos de un retorno al "protocolo Chocobar", vinculándolo a un aumento de casos de gatillo fácil durante la gestión anterior. Se destaca que la derogación de la resolución 956/2018 coincidió con una disminución en el número de fusilamientos.

La nueva fase de la "doctrina Chocobar" liderada por Patricia Bullrich genera preocupación tanto a nivel nacional como internacional, siendo interpretada por algunos como una política represiva que otorga amplios márgenes de discrecionalidad a las fuerzas de seguridad.



COMPARTIR:

Comentarios