Jueves 22 de Febrero de 2024

19°

Neuquén

GENERALES

4 de febrero de 2024

Tragedia en Los Alerces: Gobernador Busca Chivo Expiatorio Mapuche

"En Los Alerces, incendio trágico desata narrativa falaz de Torres culpando a mapuches sin pruebas, impulsando militarización. Deshumanización y estigmatización en juego." #mediosneuquen

En medio del trágico incendio en el Parque Nacional Los Alerces, el gobernador de Chubut, Ignacio Torres, ha optado por una estrategia cuestionable al señalar a las comunidades mapuche tehuelches como culpables sin pruebas sólidas.

En una jugada política, Torres, apodado "El Nacho", ha orquestado una narrativa que busca convertir a los mapuches en el enemigo del Estado, un chivo expiatorio para justificar la militarización de la zona.

Aprovechando la ausencia de Facundo Jones Huala, el gobernador ha encontrado en Moira Millán y Cruz Cárdenas nuevos objetivos para sus acusaciones infundadas. Esta táctica, respaldada por la élite económica local y algunos sectores mediáticos, no solo carece de fundamentos sólidos, sino que también reproduce estigmatizaciones y categorizaciones propias de épocas oscuras.

La utilización del término "terrorismo" por parte de figuras gubernamentales y la inclusión de Moira Millán en la narrativa de la Resistencia Ancestral Mapuche (RAM) revelan una estrategia de deshumanización. Al presentar a Millán como líder de la RAM, intentan oscurecer su rol como defensora de los derechos y territorios mapuches.

Las acusaciones de extranjerismo y terrorismo buscan justificar una militarización más amplia, vinculada a cambios propuestos en la reglamentación de la ley de defensa nacional. Eliminar la referencia a "Estado" en el contexto de "agresión externa" permitiría incluir a grupos transnacionales y hasta pueblos originarios definidos como extranjeros como blancos de acción militar.

Detrás de esta campaña antimapuche se encuentran intereses económicos que buscan despejar obstáculos para negociados inmobiliarios, forestales y otros. La alianza entre política y negocios, evidente a nivel nacional, se replica en la Patagonia, donde la violencia institucional se convierte en una herramienta para silenciar cualquier disidencia que ponga en peligro estos negocios.

Es crucial no caer en la trampa de la simplificación del conflicto, donde se pretende reducir la lucha mapuche a meros estereotipos de "indios malos" y "extranjeros terroristas". La realidad es mucho más compleja, con comunidades mapuches defendiendo sus derechos frente a intereses económicos voraces.

En este contexto, la sociedad debe estar alerta ante la manipulación de la información y la instrumentalización del miedo para justificar medidas represivas. La verdadera amenaza puede no estar en las comunidades mapuches, sino en la erosión de derechos y libertades en nombre de una supuesta seguridad.

Fuente: TiempoArgentino



COMPARTIR:

Comentarios